Conoce sobre los estilos de vida

El Estilo de vida, es un hábito de vida o forma de vida, que hace referencia a un conjunto de actuaciones cotidianas realizadas por las personas, algunas no saludables. Se concibe como la unidad de lo social y lo individual, es la realización de la personalidad en la práctica social diaria, en la solución de sus necesidades.

Este se determina por procesos sociales, tradiciones, hábitos, conductas y comportamientos de los individuos y grupos de población que conllevan a la satisfacción de las necesidades humanas para alcanzar la calidad de vida.

Estilos de vida que afectan la salud

  • Consumo de sustancias tóxicas, tabaco, alcohol y otras drogas.
  • Sedentarismo, falta de ejercicio
  • Insomnio
  • Estrés
  • Dieta desbalanceada
  • Falta de higiene personal
  • Errada manipulación de los alimentos.
  • No realizar actividades de ocio o aficiones.
  • Falta de relaciones interpersonales.
  • Contaminación ambiental

Estilos de vida saludables

Algunos estilos de vida saludables que se debe tener en cuenta para alcanzar la calidad de vida deseada son:

  • Tener sentido de vida, objetivos de vida y plan de acción.
  • Mantener la autoestima, el sentido de pertenencia y la identidad.
  • Mantener la autodecisión, la autogestión y el deseo de aprender.
  • Brindar afecto  y mantener la integración social y familiar.
  • Promover la convivencia solidaridad, tolerancia y negociación
  • El autocuidado.
  • Tener acceso a seguridad social en salud.
  • Controlar factores de riesgo como obesidad, vida sedentaria, tabaquismo, alcoholismo, abuso de medicamentos, estrés y algunas patologías como hipertensión y diabetes
  • Realizar actividades en tiempo libre y disfrutar del ocio.

Estrategia para desarrollar un estilo de vida saludable

La estrategia para desarrollar un estilo de vida saludable radica esencialmente, según Bassetto en el compromiso individual y social que se tenga, sólo así se satisfacen necesidades fundamentales, se mejora la calidad de vida y se alcanza el desarrollo humano en términos de la dignidad de la persona.

Recomendaciones para llevar un estilo de vida saludable

  • Disfrutar de la comida en compañía.
  • Consumir una dieta variada incluyendo alimentos de todos los grupos.
  • Las dietas muy bajas en calorías, empeoran el rendimiento y pueden ser perjudiciales para la salud.
  • Comer con moderación. Se recomienda no llenar el plato hasta arriba.
  • No saltar el desayuno e incluir al menos tres grupos de alimentos diferentes.
  • Variar el desayuno. No cenar ni comer siempre lo mismo.
  • Consumir alimentos ricos en  fibra como cereales integrales frutas enteras, etc.
  • Incluir en la dieta  pescado no solo pescado blanco sino azul, para conseguir ingestas adecuadas de omega 3  
  • Limitar y moderar el consumo de sal  
  • Acompañar siempre las comidas con agua  y pan.
  • Cenar más ligero y procurar que se complemente la comida en cuanto a variedad de alimentos.
  • Hidratar, beber unos dos litros de agua al día.
  • Realizar un consumo moderado y responsable de las bebidas alcohólicas 
  • Practicar ejercicio físico: sea cual sea el tipo de ejercicio que se practique, lo importante es que se haga de forma regular (de 1 a 3 veces a la semana mínimo).

El  deporte fortalece los huesos, aumenta la masa muscular y aligera el organismo. Los ejercicios más recomendados son la natación, las caminatas, el baile  y los paseos. Ejemplos: Subir las escaleras en lugar de utilizar el ascensor, pasear a buen ritmo, bajar del autobús una parada antes de llegar al destino, para acabar el trayecto caminando).

  • Dormir 8 horas: el descanso es vital para que el cuerpo se regenere y funcione a la perfección. Durante las horas de sueño, el organismo segrega melatonina  una hormona que retrasa el envejecimiento. Para ello conviene dormir las horas justas, entre 8 y 9 horas.
  • Mantener en todo momento un estado de ánimo positivo: es un hecho comprobado, las personas optimistas y felices viven más años:
  • Ser positivos: procurar que en la vida no tenga cabida la tristeza o el desánimo. No dejarse vencer por la depresión. Dedicar tiempo a nuestras aficiones, a charlar con los amigos y a disfrutar de la familia. Mantener una vida activa, y además de estar más sanos, será mucho más feliz.
  • Ejercitar la mente: no importa la edad, es importante, mantener la mente activa. No dejar pasar un día sin realizar una actividad intelectual: leer, escribir, hacer crucigramas, jugar el ajedrez  y participar en tertulias.
  • Reír. Se ha demostrado que la risa aumenta la inmunología del individuo, las defensas del organismo.

Un estilo de vida es la manera en que vive una persona (o un grupo de personas). Esto incluye la forma de las relaciones personales, del consumo, de la hospitalidad y la forma de vestir

Productos de la Lista de Deseos

No tienes productos en tu Lista de Deseos